Implante de gluteo

Con esta cirugía conseguimos mejorar el aspecto de nuestros gluteos, consiguiendo un mayor volumen de los mismos y mejorando la figura.

todo sobre implante de gluteo

implante de gluteo

Implante de gluteo: Todo lo que debes saber

La sociedad en la que vivimos marca cánones de belleza. De eso, no hay duda. Dichos cánones suelen estar muy alejados de la realidad cotidiana del hombre y la mujer promedio, por lo que, en no pocas ocasiones, se debe recurrir a la cirugía estética para alcanzar ese cuerpo deseado y aproximado al canon imperante. En este sentido, el implante de glúteo es una de las operaciones que más fácilmente permiten obtener un atributo físico acorde a dicho canon y de gran importancia para el paciente.

¿Que es el implante de gluteo?

El implante de glúteo es una cirugía que tiene como objetivo mejorar el aspecto del trasero aumentando el tamaño de los glúteos mediante prótesis, permitiendo al paciente obtener un mayor volumen de una forma cómoda y sencilla, y sin apenas tiempo de convalecencia.

Con el objetivo de que el paciente sepa de antemano cuál será el resultado, el cirujano puede mostrarle imágenes de archivo de pacientes anteriores con características corporales similares, de forma que se pueda observar el antes y el después para que pueda hacerse una idea.

¿Como se realiza un implante de gluteo?

Tras colocar al paciente en decúbito prono (boca abajo), se realizan las incisiones en la zona del pliegue interglúteo, de forma que, tras la operación, quede completamente escondida. Es a través de esa incisión por la que se colocarán las prótesis, que son -y deben ser- diseñadas especialmente para cada caso concreto, ya que cada paciente requiere un volumen y una forma concretos.

La colocación del implante de glúteo se debe realizar a nivel subfascial, submuscular o intramuscular, dependiendo de cada caso concreto y de los objetivos del paciente en materia de volumen. Cabe destacar, no obstante, que, si el paciente así lo requiriese o el cirujano lo considerase oportuno, no sería necesaria la implantación de prótesis, sino que podría llevarse a cabo el aumento de volumen mediante la lipoinyección de grasa corporal del propio paciente.

Por norma general, esta intervención no dura más de dos horas, y puede realizarse bajo anestesia local o general.

¿Que contraindicaciones tiene?

Ninguna en específico. Como en cualquier intervención quirúrgica, el historial médico del paciente es analizado por los médicos para garantizar que puede llevarse a cabo la intervención sin ningún tipo de problema.

Cuidados postoperatorios

El implante de glúteo es una de las intervenciones de cirugía estética que menos cuidados postoperatorios requiere, ya que bastará con aplicar antisépticos en la zona perineal durante una semana.

No obstante, cabe señalar que no podrá realizarse ejercicio hasta pasado un mes de la intervención (aunque las suturas se retiran a las dos semanas). Asimismo, no se recomienda tomar baños (menos todavía si éstos son calientes), ya que el exceso de agua puede dificultar el proceso de cicatrización.

 Del mismo modo, debe evitarse tomar el sol y rayos UVA durante un mes, así como evitar la ingesta de determinados medicamentos (el cirujano le informará acerca de qué medicamentos están permitidos y qué medicamentos están prohibidos).

Por último, cabe señalar que, una vez realizada la intervención, las inyecciones por vía intramuscular deberán aplicarse en el muslo y no en el glúteo. Aunque cualquier médico debería tener consciencia de esto (ya que consta en el historial médico), no está de más recordárselo.

Como puedes ver, el implante de glúteo es una cirugía muy sencilla y sin apenas cuidados postoperatorios. Es ésa la razón, junto al interés por obtener una mejor figura, de que el implante de glúteo haya crecido de una forma tan importante en los últimos años. Si estás pensando en mejorar tu figura, el implante de glúteo es una gran opción.

 

Por infoEstetica.es