Periodoncia

Este tratamiento pertenece a la rama de la odontología relacionada con las encías y los huesos que soportan los dientes, por eso es muy importante si se padece alguna dolencia de ese tipo, someterse a una periodoncia para conseguir una buena salud dental.

todo sobre periodoncia

periodoncia

Periodoncia: Todo lo que debes saber

Como ya debes saber, la boca es una de las partes del cuerpo que más llaman la atención, sobre todo en el momento en el que se mantiene una conversación cara a cara. Una boca que no está sana, suele ser foco de atención y, por qué no decirlo, suele generar problemas a la hora de entablar relaciones. Para solventarlo, cada vez más personas recurren a la periodoncia, con el objetivo de mejorar su salud bucal.
En este breve artículo te explicamos qué es y en qué consiste la periodoncia.

¿Que es la periodoncia?

La periodoncia es aquella rama de la odontología que trata todas las dolencias relacionadas con las encías y los huesos que soportan los dientes. Por lo general, el problema más tratado por la periodoncia es la gingivitis, que se ocasiona cuando la placa dental, fruto de malos hábitos de higiene bucal, se deposita entre la encía y el diente.
También trata la periodontitis, una enfermedad que puede llegar a ocasionar la pérdida completa de las piezas dentales.
En todos estos casos, la periodoncia puede ofrecer soluciones ajustadas a los problemas concretos de cada paciente, yendo desde el simple raspado del sarro en la zona con gingivitis, hasta la implantación de prótesis una vez el problema es tan grave que no puede solucionarse de otra forma.

¿Como funciona el tratamiento?

Dependiendo de la enfermedad concreta que el paciente tenga, será necesario aplicar uno u otro tratamiento. Por lo general, cuando cualquiera de las enfermedades que trata la periodoncia ha avanzado lo suficiente, se estima que ocasiona la pérdida de algún diente. En estos casos, hay que recurrir a los implantes dentales.

No obstante, en los otros casos, en los que la patología se ha tratado a tiempo, puede ser suficiente con realizar un raspado que elimine el exceso de sarro entre la encía y el diente, de forma que la zona quede limpia y la encía pueda volver a ajustarse, otorgando, de nuevo, estabilidad a la estructura dental.
En la mayoría de casos, sea por implante, o sea por la eliminación de sarro, el dentista prescribe antibióticos, para garantizar que, durante el proceso de recuperación, no hay ningún tipo de infección.

Cuidados posteriores

Como ya se ha dicho, tras cualquier intervención relacionada con la periodoncia, se suele recomendar la utilización de antibióticos, con el fin de que no aparezcan posibles enfermedades. Asimismo, en el caso de las reconstrucciones y los implantes dentales, se pueden prescribir analgésicos y antiinflamatorios para que el periodo postoperatorio del paciente sea más fácil de superar.
En cualquiera de los dos casos, es necesario acudir regularmente a la consulta, para que el dentista evalúe cómo estamos avanzando, y pueda determinar qué tipo de tratamiento es el más adecuado en los próximos días, así como si hay que hacer algún otro tipo de ajuste.

Por último, cabe señalar que, en el caso de necesitar implantes dentales, la periodoncia se ocupará de realizar dichos implantes, pero deberá ser otro especialista el que reconstruya el diente, bien sea colocando una corona o colocando un diente artificial que encaje con los demás (en ocasiones, el mismo dentista puede ser especialista en ambos ámbitos).

Como se puede observar, la periodoncia es una técnica que ha avanzado mucho en los últimos años y que se ha convertido en un procedimiento rápido, seguro e indoloro, que permite a los pacientes recuperar la salud bucal y sentirse más cómodos con la apariencia de su boca.
Sin duda, si estás pensando en mejorar el aspecto de tu boca, debes tener presente la opción de someterte a una periodoncia.

Por infoEstetica.es